La medición de la concentración de partículas es un requisito común en una amplia gama de aplicaciones. En muchos casos, no basta con conocer el tamaño de partícula, puesto que la concentración de la muestra también puede afectar el desempeño del producto o la respuesta biológica a un vector de dosificación de medicamentos, por ejemplo. Además, cada vez es mayor la necesidad de medir la concentración de partículas, a raíz de la definición de nanomateriales de la Unión Europea. Esta definición establece que puede ser necesario identificar como nanomaterial una muestra en la que el 50 % o más de sus partículas, en una distribución numérica, tenga un tamaño inferior a 100 nm, y por lo tanto debe regularse como tal.

Hay una amplia variedad de aplicaciones en las que la medición de la concentración de partículas es de importancia vital, como:

  • Desarrollo, fabricación y control de calidad de productos biofarmacéuticos (incluidas las vacunas), en los que la concentración de título de virus se relaciona con la dosis viral y el desempeño final de la vacuna.
  • Estudios de agregación de proteínas, incluidas pruebas de estrés acelerado y estudios de estabilidad.
  • Diferenciación y medición de concentración de agregados de proteínas subvisibles y gotas de aceite de silicona en estudios de agregación con jeringas precargadas.
  • Dosificación de medicamentos cuando la respuesta biológica pueda verse influida por la concentración y el tamaño de partícula del vector de dosificación.
  • Investigación de exosomas y microvesículas cuando la concentración de elementos específicos puede ser un indicador de la aparición de una enfermedad, y por lo tanto es de interés en el área del diagnóstico de enfermedades.  
  • Toxicología de nanopartículas en la que la concentración de partículas dentro de un entorno biológico o ecológico puede influir en la respuesta biológica a las nanopartículas desde el punto de vista de la toxicidad.
  • Requisitos regulatorios, a raíz de la definición de la Unión Europea de un nanomaterial, según la cual las distribuciones basadas en números determinan si un material se clasifica o no como nanomaterial.

Malvern Panalytical suministra dos tecnologías únicas para medir la concentración de partículas: Análisis de rastreo de nanopartículas (NTA) y Medición de masa resonante (RMM). Estas dos tecnologías proporcionan una medición de la concentración en un amplio rango dinámico de concentraciones y tamaños, con una gama de valores de medición adicionales también disponible, como tamaño de partícula, potencial zeta, medición de la masa de las partículas y fluorescencia de las partículas.